Se aproxima el día de tu aniversario y, ¿por qué no darle una cena saludable a tu pareja ese día tan especial? Aunque sea común expresar el cariño regalando chocolates y preparando cenas abundantes, existen maneras de disfrutar su aniversario saludablemente.

ELIJE INGREDIENTES FRESCOS Y NATURALES

En pocas palabras sin procesar. Una clave es buscar aquellos alimentos que no vengan etiquetados con una lista interminable de ingredientes, en modalidad de “listo para usar”, etc. Por ejemplo si vas a Incluir salsa de tomate en tu platillo, trata de elaborarla tú. Utilizar herramientas como llcuadoras, batidoras y demás te van a facilitar mucho la vida y te darás cuenta que preparar tus salsas y aderezos es más sencillo de lo que imaginaste.

EVITA FREÍR LOS AUMENTOS

Existen alternativas más saludables para cocinar, en especial alimentos de origen animal. Cocina al horno, a las brasas o al vapor. SI haces un buen uso de las especias y condimentos, tu platillo quedará exquisito. Puedes utilizar también aceites saludables como de oliva y aguacate, que le darán un toque muy sano a lo que planees preparar.

MANTEN PORCIONES PEQUEÑAS

Eso les permitirá no sólo disfrutar de mas tiempos de comida, también ayudará a que no abusen del consumo de energía (kilocalorías) en su velada. Como típ puedes utilizar platos pequeños para servir, entonces no sólo les permitirá cuidar la cantidad sino que le dará un toque gourmet a tu cena.

PIENSA EN ALTERNATIVAS SALUDABLES

La mayoría de los postres son altamente procesados y se preparan con abundante azúcar y grasa. En cambio, las frutas son naturalmente dulces y bajas en grasa. Además, son ricas en nutrientes como fibra, vitaminas y minerales. Puedes utilizarlas como parte del postre ó bien para adornar tus platillos y complementar una ensalada. Sin son amantes del chocolate, prefiere el oscuro. Además de poseer flavonoides, gradas a su alto contenido de cacao, contiene menos azúcar y grasa que el de leche.

PARA RECORDAR EL BRINDIS

Tomado con moderación, el vino es una bebida noble con excelentes propiedades terapéuticas. Una copa de vino es una buena opción frente a los refrescos u otras bebidas alcohólicas de mayor graduación y con más kilocalorías. Por ejemplo, el vino tinto es rico en pol¡fenoles que son antioxldantes con numerosos beneficios, entre ellos cardiovasculares. Pero si buscas cerrar con broche de oro, ¿qué tal una copa de champagne? El champagne, símbolo de glamour y elegancia es sin duda una de las bebidas más codiciadas en todo el mundo que además, aporta beneficios a nuestra salud.

cena-aniversario1